20 ago. 2013

¡Tan lejos,tan cerca!, una película de Wim Wenders

"La luz de tu cuerpo es tu mirada.
  Si tu mirada es pura, todo tu cuerpo se inundará de luz.
  Si tu mirada es maligna, todo tu cuerpo
  quedará en tinieblas"  (San Mateo 6.22)

¡TAN LEJOS, TAN CERCA!  Una película de WIM WENDERS premiada con el Gran Premio de Jurado de Cannes de 1993. Con los protagonistas: OTTO SANDER,  BRUNO GANZ, NASTASSJA KINSKI, LOU REDD, PETER FALK, WILLIAM DAFOE. Con la participación de M. GORVACHOV. Extraordinaria fotografía de JÜRGEN JÜRGES. Guión de: RICHARD REITINGER, ULRICH ZIEGER, WIM WENDERS. Una segunda y bien elaborada parte de "CIELO SOBRE BERLÍN" .
CassielNac. Alemana B/N y Color. 140 min. Esta película inspiró a otra más comercial "City of Angels" interpretada por NICOLAS CAGE y dirigida por BRAD SILBERLING.
        **********

"Dos ángeles de la guarda vuelan sobre Berlín. Uno se llama Cassiel y la otra Rafaella. Son invisibles, llenos de benevolencia y curiosean en las mentes de las personas. Se trasladan de
un lugar a otro como si no hubieran barreras ni muros. Vagabundean por los pensamientos y los sentimientos de las personas, preocupandose junto por ellos, aliviando sus angustias y miedos deteniendose en aquellos que precisamente  tienen una cierta inquietud y una encantadora sencillez, a la vez limpia de maldad; y en aquellos otros que hay una cierta preocupación existencialista. Se mezclan en sus vidas y participan en ellas curioseandolas, pudiendo volver al pasado de ellas para saber más. También hacen la misión como debe de ser propia de los ángeles. Hay pequeñas e insignificantes cosas de nuestra vida, pero que son importantes para vivir, aunque de ello no lleguemos a apreciarlo.
   En el principio de la película, en dos extraños blanco y negro, el pensamiento de Cassiel está en voz en off, por lo tanto sabemos lo que piensa, y nos cuenta sencillamente, que "un ángel no es nada sin la vida humana". Hasta los delincuentes tienen su lado bueno; y las personas normales tienen su lado oscuro. No solamente hay un ángel, sino muchos otros, con similares ocupaciones. Como dando la sensación de que todos tenemos un ángel que nos va pegando un vistazo, de cuando en cuando.
   En esta película cuenta con unos protagonistas muy particulares y difícil de ver en un film: la del antiguo dirigente y presidente de la URSS, Mitjail Gorbachov, que aparece en un despacho elaborando un discurso con un poema que hay que valorarlo mucho. Y después a un Lou Reed  todavía joven, intentando componer una canción sobre Berlín.
   Pero los angeles no pueden solucionarlo todo. Cassiel intenta salvar a una niña de la caída de un balcón, la salva; pero tiene un precio esta acción. Pues a Cassiel en el intento, se le cae el caparazón de ángel y se convierte en humano. En una vida de color pero arriesgada. Entonces todo en lo real es más extraño de lo que parecía. La picaresca está a la orden del día y no es acta para inocentes y cuidadores de almas. Cassiel va por la vida por un lado experimentando el nuevo sabor de la existencia. Hay palabras y escenas sobrecogedoras, y de nuevo el buen sabor de la cotidiana vida: una conversación, unas tostadas, un café con leche, etc.. El encuentro de un viejo amigo, un antiguo ángel compañero suyo, que dejó el cielo a cambio del amor de una joven trapecista. Cassiel  va visitando los autores que estaban bajo su protección, ignorando ellos lo que él sabe de sus vidas. Asiste a un concierto de Lou Reed  que se celebra en la ciudad. Cassiel como humano se pierde en la ciudad porque piensa y actúa como un ángel, y cae en el abandono convirtiéndose en un sin papeles, vagabundo y alcohólico. Desesperado, busca a su compañera Raffaela, también ángel, que es conocedora de su situación, pero que de  momento no le puede ayudar. Y el abandono y la perdida de si mismo es tan completa, que acaba mendigando para su dependencia alcohólica. Todos tenemos esos momentos y esas preguntas que no tienen respuesta, o que no la encontramos. Muchas veces es por falta de proposición y de evitar su experiencia, quizás por miedo a perderse y salirnos del camino. Y Cassiel se perdió y salió de camino en busca del origen. Lo invisible para los mortales no tiene importancia, y el transcurso del ese tiempo tiene otro ritmo. Siendo la ausencia del hoy,  se escapa. Antes había un cielo y un infierno, pero ahora está el dinero. Ya no les interesa eso del "hombre nuevo".
   En uno de esos momentos de mendicidad, aparece otra vez Lou Reed, que le da un billete y mantiene una pequeña conversación sobre una letra de una canción de como ser "un hombre bueno".
Y esto parece que le hace reaccionar. Se propone y quiere ser "un hombre bueno"  y hacer algo constructivo en esta vida, y vuelve al circulo de las vidas que él controlaba en su vida angélica. Y con la nueva forma humana intenta ayudarlos y sacarlos del enredo que la vida les ha preparado. Difícil es la vida de un ángel que vuelve a la vida, y pobre la de los humanos sin la protección de los ángeles. Tan lejos, y tan cerca, a la vez.
   La mención de repetidas veces en el film para diferenciar el transcurso del tiempo eterno, y del tiempo mortal. A Cassiel tampoco se le ponen las cosas muy fáciles, pues ha de intervenir en las vidas de sus personajes y hacerse conocer. Entonces se propone encontrarse con un tipo de dudosa actividad en la que Cassiel está al corriente, contactando con él simulando un accidente de tráfico. Entablan amistad, y posteriormente Cassiel le salva tontamente de unos mafiosos. Agradecido le propone a Cassiel que sea su socio en sus negocios sucios, al que accede. De esta manera recupera un estatus social más alto que hace que se olvide de su vagabunda vida.
   Después interviene en la vida de un anciano de cuyo pasado como conductor de un nazi, que cuando abandona Alemania, su codicia le hace abandonar a su mujer e hija. El anciano que recuerda y habla solo, al encontrarse con el viejo ángel, sospecha que se encuentra en los últimos momentos de su vida.  Extraordinaria belleza de palabras y recuerdos de nuestra vida, al que no le damos importancia. Pobre de aquel que no tenga esos recuerdos, o la conciencia tranquila. Porque uno al fín de sus días, puede buscarse a si mismo, o preguntarse quien es. En esta parte del film fluye una estupenda fotografía, en la que Cassiel ayuda al anciano poniendo orden y sentido a sus recuerdos tormentosos. Las lágrimas pueden brotar de tus ojos.
   Cuando el tipo de las dudosas actividades ha acumulado un capital con la ayuda de Cassiel , adquiere unos subterráneos donde ha decidido fabricar y piratear DVDs, a la que Cassiel no le da mucha importancia. Pero cuando averigua que sólo es una tapadera para un verdadero negocio de tráfico de armas, Cassiel se niega y huye renegando.
   Buscando una solución al remedio, Cassiel va en busca y ayuda del popular "Colombo", el actor Peter Falk, haciendo de Peter Falk y no de "Colombo", que andaba por la ciudad como artista de dibujo que exponía en una sala.(una muy bella y original convinación sorprendente, mezclando en la película a un actor famoso con una serie popular detectivesca de TV, como si de una manera quisiera recuperar al que va a solucionar el caso extrayéndolo de la serie). "La vida es una situación muy ecepecional"- dice en un momento, Peter Falk.
   Rafaella su compañera angelical, está al corriente de todo. No deja de estar al margen de todas las actividades de su ex-compañero. Pero también hay demonios que controlan el destino de las personas a la que Rafaella trata de convencer a uno (interpretado por William Dafoe) para que tenga compasión en la vida de Cassiel, y que le devuelva el caparazón al que Cassiel le había vendido engañado, por unos miserables billetes para su inicio mortal.
   Así es, como Cassiel con la ayuda de Colombo, la de su antiguo amigo y la de unos trapecistas, se ponen en camino entre unos alcantarillados para desmantelar la sala que contiene las armas y ponerlas a mejor recaudo en un barco.
   Cassiel escarmentado, es ayudado esta vez por el demonio y convencido por Rafaella, que le va marcando el poco tiempo mortal que le queda para recuperar las armas y poner fin, diciéndole en el camino:
                     "El tiempo es oro.
                      Para la ardilla, el tiempo es una ardilla.
                      Para el héroe, el tiempo es heroico.
                      Para la puta, el tiempo es otro engaño.
                      Si eres gentil, el tiempo es gentil.
                      Si tienes prisa, el tiempo vuela.
                      El tiempo es tu siervo, si tu eres el dueño.
                      El tiempo es tu Dios, si tu eres el perro.
                      Somos los creadores del tiempo, las víctimas y los asesinos.
                      El tiempo es atemporal.
                      Y tú eres el reloj."
   El barco con el armamento vuelve a caer en antiguas manos mafiosas, pero es con la muerte de Cassiel la que consigue poner otra vez las armas bajo control amiga.

   El film es de un impresionante dos colores de blanco y negro. Diálogos expléndidos. WIM WENDERS creó una obra de arte surrealista, en busca y del reconocimiento de la belleza a través de las imágenes y de las palabras, donde hace hincapié en la "importancia del vivir". Creo que lo consiguió, pero a cambio realizó una gran película que solo es apreciada en un reducido público, y exibidas en pequeñas salas de arte y ensayo. También cuenta con una explendida Banda Sonora, donde coolaboran varios autores disponible en un Cd ahora de difícil adquisición, con temas de Laurie Anderson, U2, Nick Cave y otros.
< (en la foto Wim Wenders)





4 comentarios:

  1. Me gusto la critica en blanco y negro. Siempre quise saber si el abrigo largo simbolizaba alas. Que bueno q no compararse con un ángel enamorado.

    ResponderEliminar
  2. Muy buena crítica, rescata la esencia del film.
    Dan muchos deseos de ver la película nuevamente.

    ResponderEliminar
  3. Acabo de ver esta película por primera vez y me pareció maravillosa. Por el tema religioso la hermanaría con La palabra, de Dreyer, aunque el trasfondo sea otro. En ambas hay dolor y esperanza, muerte y salvación, y ambas están filmadas con amor y arte. Muy recomendadas.

    ResponderEliminar